Proceso aterosclerótico


La comida rápida o denominada "chatarra", suele venderse en las calles y en los locales comerciales destinados para tentar a cualquier transeúnte.  El riesgo de contraer enfermedades cardiovasculares aumenta con la mala alimentación. ¿Que tan peligrosa puede ser la comida rápida que compramos?

Comida rápida en las calles. Factores de riesgo alimentario

Podríamos dividir a la comida "rápida" o "de paso" en tres categorías de acuerdo a su lugar de procedencia:

1) Alimentos ingeridos en locales comerciales formales 
2) Alimentos envasados e industriales adquiridos en tiendas o supermercados
3)Alimentos ingeridos en tiendas comerciales informales

Los alimentos rápidos  más consumidos en Argentina, pueden conseguirse en la calle o en locales, y los más frecuentes son:

-Panqueques
-Hamburguesas
-Salchichas
-Papas fritas
-Aros de cebolla
-Helados
-Copos de azúcar
-Pochoclos (palomitas de maíz)
-sándwiches de bondiola
-sándwiches de provoleta
-sándwiches de chorizo (chori-pan)
-sándwiches de milanesa
-Pebete de jamón y queso
-tostados de jamón y queso

Comer alimentos de puestos informales

La comida comprada en la calle puede provocar serios problemas de salud, ya que generalmente se encuentra expuesta a una enorme cantidad de contaminantes. Estos contaminantes provienen del aire, del agua utilizada y de la falta de higiene en la elaboración por parte del vendedor.

Los potenciales peligros de comer en la calle también incluyen la convivencia con las palomas. Aunque parezcan inofensivas, las palomas defecan por doquier y eliminan un polvo alergénico de las plumas. Además, estos animales que han sido declarados una plaga urbana en expansión transmiten y muchas enfermedades.

- Riesgos de mala cocción

Chorizos asados, (chori-pan en Argentina) parecen ser los más vulnerables a ser entregados semi crudos en los puestos de venta rápida y ágil. Para cumplir con la alta demanda, estos embustidos muchas veces están mucho menos tiempo del que deberían, aumentando el riesgo de intoxicación.


Alimentos industrializados (envasados). Comida rápida.

En esta categoría entran todos los productos que se venden en almacenes y supermercados. Hamburguesas en caja, salchichas al vacío, papas fritas embolsadas, etc. A este tipo de alimentos se los llama "seguros", por el hecho de que  cumplen con ciertas normas bromatológicas, pero no están exentos de causar problemas de salud en la población, incluso en mayor escala que las demás categorías.

Los productos industriales a menudo están  protegidos por la publicidad y es por ello que su daño tiene mayor alcance. El componente perjudicial radica en: exceso de grasas, exceso de azúcares (según corresponda), exceso de sal, aditivos alimentarios peligrosos, y la lista continúa con: procesamiento dudoso y adulteración. Estos últimos dos ítems no se dan en todos los casos.

Alimentos ingeridos en locales formales. Comida rápida.

Los alimentos ingeridos en locales de fama mundial son controlados y aptos casi como los industrializados, pero pueden resultar igual o más peligrosos que estos últimos. La elevadas calorías y grasas no son la excepción. Sin embargo, el mayor problema de estos negocios no es el alimento que venden en sí, debido a que generalmente cumplen con las normas bromatológicas y las legislaciones, sino su excesiva exposición publica y orientada a la mediana edad.

No esta mal comer una hamburguesa de vez en cuando, pero que se convierta en una alimento habitual y sustitutivo si lo esta, por que no es lo suficientemente sustancioso para cubrir los requerimientos de una alimentación saludable.

-Riesgos de adulteración

En los locales de comida rápida como también en los restaurantes aumenta un 60% el riego de adulteración. ¿Que significa esto?. No es ninguna novedad, que una gran parte de los restaurantes y comercios de comida al paso realicen actividades fraudulentas para aminorar costos y evitar pérdidas de comida.

Venta de dulces: Pochoclos, helados y copos de azúcar

Esta es quizás es la categoría de venta pública menos perjudicada, ya que el peligro de los alimentos azucarados son prácticamente los mismos que en el consumo particular e industrial.  En la venta callejera el pochoclo no suele contaminarse debido a que los vendedores generalmente los cubren con nailon y tanto el maíz como los copos de azúcar se fabrican dentro de una máquina, no expuesta a la intemperie.

0 comentarios:

Publicar un comentario

Quizás te pueda interesar